Tras Vladimir Guerrero, para las dos próximas no habrá dominicanos en las boletas

Por Washington Cabello

(Otsego, New York, Estados Unidos).- Tras la exaltación del tercer dominicano al Salón de la Fama del Béisbol de Cooperstown, que elige la Asociación de Cronistas de Béisbol de Norteamérica, este año y el próximo no habrán dominicanos concursando.

Ya para el 2020, estará incluido el outfielder e infielder, Alfonso Guilleard Soriano, conocido simplemente como Alfonso Soriano, quien juega en las Grandes Ligas con los Yankees de Nueva York.

Vladimir Guerrero, es el primer jugador de posición dominicano con una placa en Cooperstown, con una prodigiosa capacidad de bateo, que lo hacía sin usar guantes, y una habilidad para conectar lanzamientos malos.

Al hacer uso de la palabra en Cooperstown, acompañado su hijo, Vladimir Jr., expresó: “No hablaba mucho y decía que el bate hablaba por mí, Pero ya no juego y debo hablar. Estoy feliz de hablar con ustedes”. Por esto fue apodado El Mudo

Disparó 449 jonrones, de los cuales 126 fueron ante el primer lanzamiento, 2,590 hits en 16 años de carrera y en 8,155 turnos se pochó solo 985 veces.

Este 29, Guerrero, que fue exaltado en Cooperstown, Nueva York, junto Chipper Jones, Jim Thome y Trevor Hoffman, se une a sus compatriotas, los lanzadores Juan Marichal y a Pedro Martínez.

En su forma jocosa de bromear expreso: “A veces pensaba que los pitchers me hubieran sacado de out más fácil tirándome por el medio”.

Este año estre los candidatos están Andruw Jones, Jim Thome, Johan Santana, Johnny Damon, Omar Vizquel, Scott Rolen, entre otros.

Para el próximo año aparecerán Andy Petitte, Lance Berkman, Mariano Rivera, Michael Youngel, Roy Halladay, Roy Oswalt, Todd Helton, entre otros.

Ya para el 2020, el dominicano Alfonso Soriano, acompañará a Adam Dunn, Bobby Abreu, Cliff Lee, Derek Jeter, Jason Giambi, Paul Konerko, entre otros.

Aunque no pudo alcanzar los hitos de los 300 jonrones y los 3,000 imparables, Guerrero compiló un excelso periodo tope de 10 años entre 1998-2007, en el que promedió 35 cuadrangulares y 114 carreras. No falló en batear para .300 entre 1997 y 2008, remolcó 100 o más carreras en 10 campañas y alcanzó al menos 30 jonrones en ocho ocasiones. 

También ganó el premio al Jugador Más Valioso en 2004, su primera temporada con los Angelinos tras irse de los Expos de Montreal como agente libre. 

Imagen: Vladimir Guerrero sostiene la placa que lo inmortalizará en Cooperstown, durante la ceremonia de exaltación al Salón de la Fama del béisbol. (AP/Hans Pennink).

Leave a Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.